Jóvenes Construyendo Futuro

STRONG BY FORM 

Revolucionan el mercado con biocompuesto de madera que reemplaza al acero y hormigón 



La historia de Strong By Form comienza en el año 2015 con tres amigos y sus sueños de innovación. En ese año Jorge Christie parte a Suiza para hacer un master y al momento de despedirse de Andres Mitnik, le dice que en unos años más lo llamará para armar su propia empresa, porque su sueño es desarrollar tecnología, ser un inventor. Mientras desarrollaba sus estudios, Jorge se dió cuenta que se podían aplicar a la madera la lógica de los materiales compuestos avanzados. 

En este periodo, estuvo constantemente conversando con Daniel Ortiz, que sabe mucho de madera y de construcción automatizada y “como los dos son rayados por la sustentabilidad inventaron la forma de hacer bio-compuetos de alta resistencia en base a madera. En realidad Jorge y Daniel comenzaron con Strong by Form, sin embargo al poco andar se dieron cuenta que necesitaban un socio que supiera del negocio y fuera capaz de transformar tecnologías en productos”. Fue ahí cuando Andrés se sumó al proyecto, postularon a un financiamiento de capital semilla de Corfo para poder comenzar el proyecto y desde ahí todocomenzó a tomar forma.


Como explica Andrés Mitnik, CEO y cofundador de Strong by Form, el objetivo de la empresa es crear biocompuestos de alto performance estructural, ultralivianos y “freeform”, capaces de reemplazar el acero y el hormigón en usos donde hoy la madera no es una alternativa. Para ello, desarrollaron una tecnología digital llamada Woodflow que permite crear piezas estructurales en base a la forma y alineamiento de las fibras de la madera, por medio de un proceso robotizado de manufactura que incluye madera y resina.


“Trabajamos con madera de ingeniería a la que le devolvemos las características de la madera natural, antes de ser procesada. Con esto podemos reemplazar materiales que son más contaminantes y disminuir el volumen de madera que se utiliza para usos estructurales, ya que podemos usar madera de descarte o la que se pierde en forma de raleo”, comenta el ejecutivo.


Los productos que desarrolla Strong by Form están orientados a las industrias de la construcción y la movilidad. Para la primera, han creado componentes estructurales de madera estandarizados, entre los que se pueden encontrar paneles ultralivianos y junturas que simplifican el armado en madera para reemplazar a las tradicionales uniones metálicas. También fabrican productos customizados como losa para pisos, hechos a la medida de la necesidad de cada cliente y tipo de construcción. En cuanto a la industria de la movilidad, la startup está apuntando en dos direcciones: utilizar el biocompuesto en piezas de carrocería de automóviles eléctricos urbanos que usualmente se fabrican con acero y aluminio; y en piezas de medios de transportes masivos como tranvías, trenes y buses


Su gran Impacto medioambiental 


Strong by Form es la primera empresa en traer la lógica de los materiales compuestos más avanzados como la fibra de carbono a la madera. En ese sentido, son capaces de reemplazar materiales altamente contaminantes como acero u hormigón por uno que captura carbono como la madera. Sin embargo, también son mas sustentables que cualquier tecnología en madera ya que al ser muy eficiente en el uso del material, utilizan menos de la mitad de la madera que utilizan las actuales tecnologías en madera. Además Pueden usar hasta el 90% del árbol como material estructural. Esto en contraposición al 60% al que se llega hoy.


Otra de su ventajas es que al hacer losas ultraligeras, hacen más liviana toda la estructura, esto implica menos material en muros y cimientos. Es decir, optimizan el uso completo de material en una construcción. Al permitir la prefabricación y utilizar manufactura aditiva, no generan residuos y no se cometen errores. Esto último hace que se consuman mucho volumen de materias primas en obras que luego se destruyen porque quedaron mal ejecutadas.